Duro discurso de activista ambientalista adolescente en la ONU: «el cambio viene les guste o no»

Greta Thunberg pronunció un discurso emotivo y picante en las Naciones Unidas el lunes, acusando a los líderes mundiales de robarle sus sueños y su infancia por su inacción ante el cambio climático.

 

«No debería estar aquí arriba. Debería estar de regreso en la escuela al otro lado del océano», dijo la joven sueca de 16 años en la Cumbre de Acción Climática de las Naciones Unidas. «Sin embargo, todos ustedes vienen a nosotros los jóvenes en busca de esperanza. ¡Cómo se atreven! Han robado mis sueños y mi infancia con sus palabras vacías».

Dijo a los gobiernos que “todavía no son lo suficientemente maduros como para decirlo como es. Los ojos de todas las generaciones futuras están sobre ustedes. Y si eligen fallarnos, les digo que nunca les perdonaremos. No dejaremos que se salgan con la suya. Justo aquí, ahora es donde trazamos la línea”

Thunberg criticó a los miembros de la ONU por preocuparse más por el dinero y los «cuentos de hadas del crecimiento económico eterno» que por el colapso de los ecosistemas, las extinciones masivas y las personas que sufren debido al cambio climático.

La adolescente activista predijo que la cumbre no entregaría ningún plan nuevo en consonancia con los recortes radicales en las emisiones de gases de efecto invernadero que los científicos dicen que son necesarios para evitar un colapso climático catastrófico.

A medida que la cumbre se extendía a través de unos 60 discursos de representantes nacionales, quedó claro que el pronóstico de Thunberg era profético. Narendra Modi, el primer ministro de la India, dijo a los delegados que «se acabó el tiempo de hablar» al anunciar un plan para aumentar las energías renovables, pero no anunció ninguna eliminación gradual del carbón, un objetivo clave establecido por Antonio Guterres, el Secretario general de la ONU que convocó la cumbre.

Angela Merkel, la canciller alemana, propuso el fin de la minería del carbón en su país, pero solo para 2038, un largo período de tiempo que decepcionó a los ambientalistas y mientras tanto China se negó a presentar nuevas medidas para hacer frente a la crisis climática.

A pesar de los esfuerzos de Guterres, la cumbre fue eclipsada por sus ausentes, especialmente los Estados Unidos y el Brasil de Jair Bolsonaro, cuyos representantes no fueron seleccionados para hacer una presentación allí debido a que Brasil no esbozó planes para fortalecer sus esfuerzos para contrarrestar el cambio climático.

En medio del impresionante ascenso del movimiento ambientalista juvenil, Thunberg, quien llegó a Estados Unidos el mes pasado en un yate impulsado por energía solar, ha castigado directamente al Congreso y a los líderes de la ONU, además de encabezar la mayor protesta climática de la semana pasada.

Comparte